Skip to content

La economía circular en las empresas turísticas

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

El 19 de julio de 2019 Global Footprint Network anunció que los recursos naturales del planeta para el año 2019 ya se habían agotado, desde que existen registros esta es la fecha más temprana detectada. La traducción de este comportamiento es que actualmente necesitamos 1,75 planetas al año para vivir y si la población mundial viviera como lo hacemos en España necesitaríamos aún más recursos para abastecer nuestras necesidades, en total 2,4 planetas Tierra. 

Si consideremos que somos 8.100 millones de habitantes y que se estima que la población en 2.050 equivaldrá a 9.700 millones podemos deducir que esta situación es insostenible. El modelo de producción lineal de adquisición y de producción de los recursos está obsoleto y la Economía Circular se presenta como la única solución al agotamiento de los recursos.

La Economía Circular sugiere minimizar los residuos e incorporar las materias primas nuevamente a la cadena de producción. El objetivo consiste en pasar de una economía lineal donde los productos son adquiridos, usados y desechados, a una Economía Circular donde los productos atraviesan las diferentes fases de uso, reuso, reparación, desecho y reciclaje para volver a introducir los materiales en la primera fase de este círculo infinito:

En los hoteles y en las empresas turísticas la cantidad de recursos desechados a diario pueden alcanzan cifras muy altas. Párate a pensar en todos aquellos productos que deshechas en tu organización y en la cantidad de personas que sois y pregúntate: 

¿Pueden tener una segunda vida o ser introducidos dentro de esta cadena de valor?

Con la llegada de nuevo año llegan los nuevos propósitos y las nuevas estrategias empresariales. Nuestro propósito es ayudar a las empresas a la hora de maximizar los beneficios gracias al aprovechamiento de los recursos y mediante el cuidado de nuestro entorno. Por eso, en este artículo, te ofrecemos ideas para impulsar la Economía Circular en tu organización turística y así reducir el impacto ambiental:

Fíjate en los envases.


Con reciclar no basta. Antes de que el envase llegue al contenedor de reciclaje debemos de tener en cuenta las 4 “R” de reducir, reutilizar, reciclar y recuperar. Reducir el uso y reutilizar el envase son los primeros pasos para optimizar los recursos y dirigirnos a la economía circular. Ofrecer la comida a granel o exigir a los proveedores que ofrezcan sus bebidas o sus productos de limpieza en botellas retornables son algunas de las acciones que puedes incorporar en la política de vuestra organización turística.


Sácale valor al desperdicio alimentario.

Ten en cuenta que desechar alimentos supone tirar a la basura parte del dinero que estás invirtiendo en las compras. Visto así, ¿no crees que es importante llevar un control de tus compras?. Antes de cualquier acción de aprovechamiento te recomendamos realizar una auditoría sobre el desperdicio alimentario y comprender el porqué de la generación de este residuo. 

Por otro lado, la separación de la materia orgánica puede utilizarse para realizar compost. Si operas en un hotel este compost puede utilizarse para vuestro huerto, vuestros jardines o incluso podéis ofrecerlo a vuestros proveedores de alimentos para que lo utilicen en sus cultivos.

Y si tu empresa dispone de zona de cocina… ¿qué haces con el aceite usado? Como sabes el aceite es muy contaminante para el medio ambiente y no debe de tirarse por el desagüe ya que 1 litro de aceite contamina 1.000 litros de agua. Quizá en ocasiones hayas pensado: “¿Qué hago ahora yo con esto?” Pues tenemos algo que contarte, hay empresas que se dedican a recoger los aceites usados para darles una segunda vida. Informate de las empresas que trabajan en tu localidad y no dudes en contactar con ellas.


Da segunda vida a los muebles.


Las modas cambian y estéticamente el mobiliario de tu oficina turística u hotel puede quedar anticuado. Pero, ¿y si aún conservan las propiedades de uso?, ¿crees que merece la pena desecharlo? Busca maneras para sacarle el jugo de tus antiguos muebles. Creatividad ante todo. Hay pinturas que pueden dar un toque más moderno a tus muebles. También puedes aprovechar telas para tapizar antiguas sillas e incluso antiguas botellas de vidrio como decoración en el lobby o la recepción , ¡aquí todo vale!.


Dona lo que no utilices.


Son muchos los hoteles que han comenzado con la iniciativa de reciclar los jabones que sus clientes no necesitan. La ONG Clean the World les da una segunda vida y los destina a familias y niños necesitados de más de 30 países. Además, existen numerosas empresas y ONGs que recogen los excedentes que ya no se necesiten para valorizarlas y darles otro uso. Seguro que en tu destino hay ONGs que ofrecen ayuda humanitaria y están interesadas en recoger gratuitamente los productos que ya no necesites para utilizarlos en fines benéficos


Prioriza el ciclo de vida.


La duración de un producto es clave a la hora de reducir el impacto ambiental de este. Al seleccionar los productos para tu empresa prioriza aquellos en los que la vida útil sea más duradera. Sabemos que en ocasiones los departamentos de compras tienen sus presupuestos anuales y que los gastos pueden estar muy reñidos a la hora de seleccionar el producto. Cambia el concepto de “gasto” por el de “inversión” y ten en cuenta que en cuanto más larga sea la vida útil del producto menos tendrás que invertir a largo plazo en su renovación. 

Además, te aconsejamos tener en cuenta el ecodiseño, es decir, fijarte si el producto incorpora criterios ambientales para que su reincorporación en el ciclo como materia prima sea más sencilla. 


Aprovecha las aguas grises.


Las aguas residuales que se generan en las oficinas o en los hoteles como el de las lavadoras, los grifos, las duchas, etc., pueden reutilizarse para regar los jardines o cargar las cisternas debido a que tienen una carga contaminante reducida. El aprovechamiento de las aguas grises consiste en realizar un tratamiento a este inicialmente desechada, para que vuelve a incorporar al ciclo del agua del edificio y satisfacer las necesidades concretas.

Invierte en energías renovables.


Uno de los principios de la Economía Circular es impulsar los sistemas de producción y de uso con el fin de reducir los impactos negativos como pueden ser el cambio climático. Para la transición a la economía circular se necesita el movimiento de las energías limpias y renovables con el fin de preservar nuestro entorno y maximizar los recursos utilizados. ¡Da un salto y utiliza las energías verdes!

Estos son algunos de los ejemplos de cómo tu empresa turística puede incorporar en su gestión algunos criterios de Economía Circular. Si quieres información personalizada sobre cómo podemos ayudar a tu empresa turística a la hora de implementar medidas en Economía Circular y hacer un uso óptimo de los recursos no dudes en contactar con nosotros.

Laura Garrido

Laura Garrido

Después de casi 10 años de experiencia en el sector turístico Laura decide lanzarse y fundar ético, empresa que impulsa la sostenibilidad en el sector turístico. A través de ético une su conocimiento y pasión en turismo, marketing y medioambiente para asesorar a las empresas turísticas en el camino hacia la sostenibilidad.

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies